El slacklining

Solo necesitas una cuerda de acero y dos palos a los que sujetarla. Puede que también un par de cajas de tiritas y agua oxigenada, pero vamos, las caídas tampoco deben de ser muy fuertes, están poco  mas de un metro del suelo y además hay colchonetas. En fin, un deporte divertido y nuevo en el que música y movimientos arriesgados sobre una cuerda de acero te hacen reír. Hablamos del slacklining.

Esta web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies